Reglas de belleza de Diane von Furstenberg

Toda mujer cuenta con varios trucos de belleza, pero cuando la gran diseñadora Diane von Furstenberg, te ofrece sus secretos para lucir perfecta, debes prestar atención.

Relacionadas: 20 tips de belleza que debes saber 

Ver más: La frescura de Diane Von Furstenberg en #NYFW

Una mujer es más atractiva cuando se ve natural y no altera demasiado su apariencia

Una vez que te has puesto el maquillaje, ya sea de día o de noche, olvídate de él. Si sales, lleva contigo un lápiz y un pequeño espejo para retocarte después de comer, pero eso es todo.

Maquillarse debe ser divertido

Publicidad

Ve a una tienda departamental y prueba lápices y sombras de ojos. Permite que las consultoras de belleza de la tienda te maquillen de vez en cuando. Prueba nuevas cosas y disfruta.

Humecta la cara y déjala descansar

El maquillaje lucirá mejor si dejas que la crema humectante se absorba mientras te vistes o haces algo más.

Prepárate para la ceremonia de maquillaje

Piensa en el maquillaje como un ritual y prepárate. Echa el cabello hacia atrás para que toda tu atención se centre en el rostro y que comience la diversión.

Publicidad

Empieza tu día con un maquillaje ligero

Siempre podrás aplícate más de todo en el trascurso del día

El maquillaje es una ilusión

Lo más importante del maquillaje es aprender el principio de luz y sombra: la luz resalta una zona, la sombra la disimula. Destaca tus mejores rasgos con colores claros y disimula lo que menos te guste con colores oscuros.

Aplica el maquillaje con buena luz

Cuando termines, examina el rostro bajo otras luces, en especial la luz natural, para asegurarte de que no te hayas maquillado de más.

Quítate el maquillaje en cuanto llegues a casa para que la piel respire

Incluso si vas a salir de nuevo por la noche, desmaquíllate, exfóliate con una toallita y tal vez tengas tiempo de ponerte rebanadas de pepino o bolsitas de té frías sobre los ojos unos 5 o 10 minutos, para luego volver a aplicar la crema humectante y dejarla que se absorba bien antes de maquillarte. Esto no solo te da un nuevo comienzo con el maquillaje, sino que es una gran manera de recargar energía.

No tardes más de media hora en vestirte y arreglarte para la noche

De esta manera, no lo pensaras ni te maquillaras de más.

Deja unos minutos extra para corregir

Revisa el maquillaje una última vez bajo diferentes luces y espejos. ¿Contenta? Pues sal, pásatela bien y no te preocupes más.

Fuente: “Lo mejor después de los 50” escrito por Barbara Hannah Grufferman

Escrito por
Más de Equipo Eme