Adiós al sexo. La prioridad es…

¿Estaremos frente a un adiós a las noches de pasión? Bueno, parece, después de ver cuáles son las preferencias de las mujeres hoy. Ahora, al parecer, no es falta de deseo, sino que simplemente son muchas de ganas de descansar, dormir y relajarse en solitario.

Relacionadas: ¿Amor sin sexo?

Relacionadas: Lugares donde nos gusta que nos toquen antes del sexo

Esas son algunas de las conclusiones a las que llegó la investigación internacional “Mujer, poder y dinero”, encargada por la compañía de comunicaciones Fleishman Hillard y Hearst Magazines, y que alarmó a muchos ya que se descubrió que las prioridades de las mujeres son encabezadas por el dormir bien y usar la tecnología en vez de elegir hacer el amor.

¿Complejo o simplemente una realidad del mundo moderno?

Publicidad

Puede sonar lógico para las que están siempre cansadas de las rutinas y la preocupación constante de atender a la familia. Pero también sorprendente porque las mujeres siguen cambiando y están teniendo sus espacios propios, de forma simple y fácil.

La encuesta fue hecha por la empresa de investigación, Ipsos MediaCT, a 4.300 mujeres británicas, norteamericanas, chinas y brasileñas, con edades entre 21 a 70 años, con ingresos anuales altos y medianos.

La investigación abordó también otras temáticas como la seguridad financiera, donde el dinero ocupó un lugar más preciado que el sexo.

Lo que impactó

Por ejemplo, las mujeres británicas el 68% revelaron que prefieren una buena noche de sueño a las relaciones sexuales. Tasas similares se obtuvieron en Estados Unidos, 60% y en China un 70% dijo lo mismo. En Brasil al sueño le dieron sólo el 32% de su preferencia, superando así al sexo.

Publicidad

El gusto por la tecnología aparece en segundo lugar en Estados Unidos (58%) y Gran Bretaña (59%), donde aquí las mujeres prefieren estar 3 meses sin sexo a pasar el mismo tiempo sin sus aparatos electrónicos. Las mujeres de China (45%) y Brasil (41) opinan lo mismo.

En cuanto a la pregunta sobre el dinero y el poder, el 80% prefiere la plata, ya que con ese capital aseguran el futuro de sus familias, lo que significa que sus prioridades pasan primero por la familia más que en sus propias necesidades.

En ese misma área, consultadas sobre qué es el éxito, las mujeres contestaron que significa tener seguridad financiera, familia y felicidad, y no sólo poseer riquezas y lujos.

“La mayoría dijo que preferiría ver a sus hijos estudiar en una buena universidad para conseguir un buen trabajo en el futuro, que recibir una promoción o conseguir un mejor trabajo para ellas mismas”, comentó Marlene Greenfield, directora ejecutiva de la investigación en Hearst Magazines.

Otra temática que causó revuelo en la encuesta fue la percepción que se tiene de la “vejez”. El 91% de las mujeres entrevistadas dijeron que preferirían vivir 10 años más con una buena salud, que 20 años más con movilidad limitada. Además, muchas se manifestaron estar preocupadas por convertirse en un carga.

En promedio, las mujeres en el Reino Unido, Estados Unidos y Brasil creen que la vejez comienza a los 70 años, mientras que en China, donde se admiran los años, para ellos se inicia en las mujeres a los 50 y en los hombres, a los 60 años.

¿Adiós al sexo? Orgasmos tecnológicos

Si bien el estudio no incorpora a mujeres chilenas, para la psicóloga María Josefina Honorato las prioridades de las mujeres que menciona el estudio, dan cuenta de un cambio cultural y global que se está produciendo al interior de los hogares.

“Podríamos pensar que esto se debe al gran rol que cumple hoy en día la vida laboral de la mujer, muchas mujeres trabajan tanto o más que los hombres, sobre todo cuando hay hijos ya que el trabajo no termina en la oficina”, explica.

Sin embargo, opina que eso es algo que ya en las próximas generaciones se va a equilibrar, en el sentido, de que ambos se harán cargo también de los asuntos doméstico y no solo la mujer.

Publicidad

En ese sentido, la psicóloga cree que las mujeres valoran mucho más su descanso que tener una relación sexual, ya que necesitan estar bien para poder cumplir con su trabajo remunerado y con el de la casa.

“Las tecnologías producen un placer inmediato, ultra fácil y accesible, no hace falta más que mover un dedo, pero para tener una relación sexual hace falta mucha más energía, la cual ya se ha gastado durante el trabajo y en el cuidado de los niños y la casa de ser el caso”, argumenta.

Pero básicamente, sostiene Honorato que la negativa a tener sexo se debe a la facilidad de lograr placer con el mínimo gasto energético. “El placer del ‘like’, o que ‘fulanito ha comentado una publicación tuya’, etc. son placeres al fin y al cabo que podríamos llamar como pequeño ‘orgasmos tecnológicos’ que pueden desplazar a los físicos en algunos casos”, alerta.

Por lo tanto, llama a ser cautos con el uso de las nuevas tecnologías y analizar el real impacto que están teniendo en nuestra vida cotidiana y no darlas como un hecho dado, instalado e inamovible.

Sino que anima a reflexionar sobre cómo se ajustan las nuevas prioridades, sus causas y qué estamos haciendo realmente con nuestras vidas, porque una cosa es querer descansar, pero no tener energía para dar y recibir placer es otra. E incita a preguntarse, ¿cuáles son tus prioridades?

Escrito por
Más de adminemeus

Keep Calm y mantén tu peso en las fiestas

No hay necesidad de entrar en pánico. Sigue estos consejos para calmar...
Leer más