Remedios naturales para humectar los talones

Remedios naturales para deshacerte de las células muertas que suelen aparecer en tus pies

El uso de zapatos abiertos, caminar descalza, el peso, entre otros factores ocasionan que la piel de los talones se reseque y rápidamente ésta llegue a agrietarse. Por tal motivo lo más aconsejable en estos casos es usar un calzado con buen soporte, que sean acolchados, además de colocarse cremas humectantes.

Ver más: Humecta tus pies con esta mascarilla

En este punto nos enfocaremos el día de hoy, junto a los productos que ofrece el mercado como opción humectante, existen también soluciones naturales que, no solo son económicas sino que de seguro siempre estarán a tu alcance.

Eme te ofrece estas recomendaciones para mantener tus talones siempre frescos y sin grietas.

Piedra pómez: Siempre debes tenerla a la mano. Luego de remojar tus pies en agua tibia, frota utilizando esta piedra de color grisáceo, hazlo con cuidado. La idea es que la piel muerta vaya desapareciendo y deje la zona libre de impurezas. Luego aplica cualquier producto hidratante para brindarle suavidad. Colócate medias para que la crema penetre la piel seca.

Publicidad

Crema de aguacate (palta) y banana: Dos poderosos alimentos se convertirán en tu nueva rutina de belleza para pies. Mézclalos con un poco de agua (1 banana y 1 trocito de palta) y elabora una mascarilla. Aplica sobre la zona y envuelve tus pies con papel plástico. Deja actuar por unos 30 minutos y listo. Repite este procedimiento 3 veces a la semana para ver mejores resultados.

Manteca de cacao: Siguiendo en la búsqueda de humectación, tenemos otra alternativa para que tus talones vuelvan a la vida. No solo sirve para humectar tus labios, la manteca de cacao igualmente puede suavizar rápidamente la piel de los talones. ¡Haz la prueba!

Vaselina: Este producto que solemos utilizar cuando un bebé llega a la familia, siempre serán una alternativa para el cuidado tus pies. Ahora, su poder aumentará si combinas la vaselina con unas cuantas gotas de agua de rosas.

Aceite de coco: El coco y la piel nacieron para estar juntos. Su aceite específicamente permite eliminar las células que no sirven y a la vez ayuda a fortalecer aquellos tejidos que están por debajo de la epidermis. Coloca un poco en tus pies y masajea suavemente, no olvides colocarte las medias antes de irte a la cama.

Imagen: Archivo Eme 

Publicidad

Más de Cecilia Avilés

#RecetasEME Salsa de arándanos para #Thanksgiving

Para la cena de Acción de Gracias destácate con esta receta...
Leer más