Lo que debes saber sobre el fitball

Cuando hablamos de fitball nos referimos al entrenamiento que se realiza con las pelotas de gimnasia, llamadas también bolas suizas, que popularmente se conocen por su nombre en inglés fitballs

Los ejercicios de fitball surgieron como una actividad de rehabilitación para superar lesiones. Sin embargo, se hicieron muy populares y después fueron incluidos en los gimnasios como parte de las rutinas de aeróbicos.

Ver más: ¿Qué es el fitball?

Ejercicios divertidos para estar en forma

Actualmente, las fitballs se emplean en disciplinas como el Pilates y la bailoterapia. Su uso en la práctica deportiva ayuda a la realización de un entrenamiento completo. Gracias a ellas se trabajan aspectos como la coordinación, la flexibilidad, la resistencia, el equilibrio y la fuerza.

Las zonas que más se trabajan al hacer fitball son las de la parte media del cuerpo: el transverso abdominal, el suelo pélvico, los glúteos y los estabilizadores de la columna. Lo cual nos ayuda a tener una mejor postura corporal y tonificar áreas consideradas como “problemáticas”.

Publicidad

Elige un ejercicio según tu personalidad

Puedes hacer  fitball comenzando con ejercicios en los que se usa la pelota para trasladar o apretar hasta que estés lista para algunos más complejos en los que la bola suiza se vuelve nuestra superficie de apoyo y debemos entrenar en inestabilidad haciendo el trabajo más intenso y complejo.

Un punto que debes tener en cuanta tanto para tu seguridad como para tu comodidad es seleccionar un tamaño correcto al comprar tu fitball o escoger una en tu gimnasio. Eso dependerá de tu altura y de la longitud de tus piernas, para que al estar sentada puedas apoyar los pies en el suelo.

Por Génesis Amaris

Imagen: Archivo Eme

Publicidad