La avena como alimento adelgazante ¿mito o realidad?

la avena como desayuno

Mucho se ha hablado de la avena, pero a pesar de que hay cientos de opiniones con respecto a ella, algunas no suelen ser las correctas.

Es una alimento rico en vitaminas y minerales como el hierro. Aunque las opiniones sobre esta comida son variadas, lo cierto es que nos ayuda de manera mantenernos delgadas.

Ver más: Pierde 5 kilos en una semana ¡con la dieta de avena!

De igual forma, proporciona energía sin representar un riesgo cardiovascular. Gracias a ello, este rico alimento es incluido por los nutricionistas a la hora de realizar alguna dieta.

Su objetivo principal es ayudar a bajar de peso mientras limpia por completo el organismo. Por ejemplo, si tienes el colesterol alto la avena es perfecta porque te ayuda a disminuirlo de forma saludable.

Mitos y realidades de la avena

¿La avena engorda?

Partiendo de esta premisa, es importante destacar que todo alimento que se coma en exceso nos hará engordar. Sin embargo, es un cereal y está compuesta principalmente por carbohidratos.  Esto significa que es imprescindible consumirla en las cantidades necesarias.

Publicidad

El principal atributo de este cereal es que controla el proceso digestivo, así como el apetito.

¿Se debe comer sola?

Mito. Actualmente los nutricionistas a nivel mundial recomiendan agregar este alimento a las comidas.

Horneada o en panquecas, la avena se puede agregar a la lista de comida diaria. Lo ideal es siempre agregarle un toque diferente para hacer de este alimento algo mejor para el organismo.

¿Si me tomo el agua de la avena adelgazo?

Mito. Esta agua tiene antinutrientes que se desprenden de este cereal al momento de ser sumergido. Se suele recomendar agregar este alimento en agua solo para hacerlo más saludable, a pesar de que la avena pasa por diferentes procesos para poder ser consumida.

Lo recomendado es no tomarla, sino comérsela directamente.

Publicidad

¿Es igual comer avena tradicional que la instantánea?

Realidad. Aunque hay personas que prefieren comprar la tradicional “porque es mejor”, la realidad es que ambas formas de presentación aportan los mismos nutrientes porque están hechas con la misma base: la avena.


¡Descubre cómo preparar panecillos de avena!

 

 

Más de Lailyn Buvat