Qué tan firme debe ser el colchón

Cuando se tiene mucho sueño casi nadie toma en cuenta la firmeza del colchón, sin embargo, esto es de gran importancia ya que puede verse afectado el descanso y la postura

Si duermes en un colchón duro no será nada confortable, ya que no permitirá que se adapte a tu cuerpo y que el peso se distribuya por toda la superficie. En cambio si es blando, tu cuerpo se hundirá lo que ocasiona el aumento de calor y dolores de espalda, debido que la columna vertebral no tiene donde apoyarse.

Ver más: ¿Cómo prolongar la vida de tu colchón?

Es importante saber diferenciar entre la firmeza y adaptabilidad, cualquier colchón se puede ajustar al cuerpo humano, en cambio la solidez de este puede variar dependiendo de la forma en que duerme la persona o hasta por su morfología de la espalda.

Seleccionar un colchón según tu postura de dormir

-Boca abajo: Es una de las peores posturas para descansar, ya que las cervicales no se mantienen rectas ni tienen ningún tipo de apoyo. El colchón ideal sería uno de firmeza media, no debe ser muy duro porque puede ocasionar presión en la espalda.

Publicidad

-De lado: Cuando se duerme en esta posición los puntos de apoyo son los hombros, por ello el colchón debe ser de firmeza suave o media, así permites que la columna se mantenga alineada.

-Boca arriba: Es la mejor postura para descansar, ya que no existe ningún tipo de colchón que podría causar daños.

Seleccionar un colchón según la morfología de tu espalda

-Espalda con una curvatura: Es recomendable que sea uno de firmeza media, sin importar donde tengas la curvatura. Debido que permite que se adapte mejor a tu espalda sin ejercer ningún tipo de presión. En cambio, si los problemas son muy notables es ideal optar por uno suave como los terapéuticos.

Publicidad

Más de Yessica Mardelli