¿Cada cuánto debo cambiar mi almohada?

Tener una almohada muy cómoda nos hace el “trabajo” de dormir que sea mucho más fácil

Cómo eliminar los ácaros

Ver más: Elige una almohada cervical para dormir

Sin embargo, muchos cometemos el grave error de no deshacernos de ella. Robert Oexman, director del Sleep to Live Institute, le explicó al portal The Huffington Post, que las almohadas debemos sustituirlas, por lo menos, cada seis meses. Lo máximo que podemos utilizarlas es por dos años.

A diferencia de los colchones, que tienen una vida entre 5 a 10 años, las almohadas llegan a perder la forma, además que recoge muchas bacterias y desechos, lo que puede generar espinillas.

Los ácaros son otros bichos que se encuentran escondidos en los huecos de las almohadas, estos generan alergias e irritación en la piel, alrededor del 20% de la población son alérgicas a estos insectos.

Publicidad

La proteína que provoca reacciones a los ácaros del polvo no se transmite por el aire, si tus síntomas de alergia son muy fuertes por la mañana, el principal problema es tu almohada.

El lado bueno, es que los ácaros del polvo no tienen ninguna reacción alérgica o asmática, y mucho menos producen enfermedades, sin embargo, esto no quiere decir que no tengas que deshacerte de tu almohada de vez en cuando.

Otra forma para eliminar estos bichos es realizar una limpieza a tu almohada, métela por 30 minutos en la secadora, esto eliminará gran parte de la suciedad que se encuentra en ella.

Al momento de adquirir una nueva, tendrías que tener en cuenta la importancia de que tu cabeza debe estar alineada cuando estás acostada. Si duermes boca arriba o abajo, deberás comprar una mucho más delgada.

Publicidad

Más de Yessica Mardelli