Cómo aumentar los senos naturalmente

Los senos son una parte del cuerpo que las mujeres pueden tener más problemas, sobretodo para aquellas que no están nada contentas con el tamaño de su pecho, y terminan pasando por el quirófano para aumentarlos. Pero las que tengan dudas o miedo pueden recurrir a estos consejos naturales que pueden aumentar el tamaño de ellos.

Relacionadas: Levanta los senos sin cirugía 

Ver más: Cosas que debes saber sobre los senos

Relacionadas: Teorías que explican por qué atraen los senos

Ejercicios

Especialistas afirman que una de las mejores formas para aumentar el tamaño de los pechos naturalmente es con el ejercicio, existen varias rutinas y todas ellas se basan a ejercitar dicha zona.

Publicidad

Entre ellas está las flexiones, al realizarlas lograrás que aumente el tamaño de tu busto haciéndolo también mucho más firmes. Otra rutina es realizar ejercicios pectorales utilizando mancuernillas. Y por último la natación, debes tener en cuenta que debe ser regularmente, ya que si te excedes harás completamente lo contrario a lo que buscabas.

Yoga

Varios estudios han revelado que ciertos movimientos del yoga ayudan a aumentar el tamaño de los pechos. Estos ejercicios hacen que los senos crezcan naturalmente y tengan mucha mas firmeza.

Alimentación sana

Mantener una buena alimentación es de gran ayuda para crecer naturalmente el tamaño de los senos. En los pechos se aloja una gran cantidad de grasa, pero esto no quiere decir que tienes que consumir alimentos altos en calorías para que aumenten su tamaño.

Publicidad

Todo lo contrario, debes tener una dieta balanceada para que nuestro cuerpo tenga un mejor metabolismo y distribuya la grasa en nuestro cuerpo. También existen varios productos naturistas para el crecimiento de los senos, pero esto debes tomarlo bajo supervisión de un especialista.

Masajes

Los masajes estimulan el crecimiento del busto a través de movimientos circulares, constantes y suaves con la ayuda de las yemas de los dedos. No tienen que ser masajes fuertes ni agresivos como se utilizan en otras partes del cuerpo.

Más de Yessica Mardelli