Cómo prevenir los cálculos en los riñones

Un cálculo renal es una masa dura que se forma a partir de cristales presentes en la orina. El tipo más común se forma a partir de calcio y oxalato. Lo más probable es que no sepas que tienes piedras en el riñón hasta que lleguen a tu uréter

Relacionada: Cómo prevenir la neumonía 

Ver más: ¿Cómo hacerle detox a tu cuerpo? ¡Hazte un kidney cleanse!

Relacionada: Tips saludables para prevenir la osteoporosis

En ese momento, los síntomas comunes incluyen: dolor en las partes laterales y espalda, debajo de las costillas, molestias al orinar, nauseas y escalofríos. A veces, una dieta especial puede ser suficiente para evitar que se formen los cálculos en los riñones.

A continuación, te dejamos algunas recomendaciones para eliminarlos naturalmente:

Publicidad

Mantente hidratada. El principal factor de riesgo para los cálculos renales es no tomar suficiente agua. De esa forma, la orina tendrá mayores concentraciones de sustancias que pueden formar cálculos renales. Lo ideal es que ingieras por lo menos 2 litros de líquido diarios. La mitad puede ser agua, y la otra mitad zumos de frutas o algunas infusiones.

Aumenta tu consumo de ácido cítrico.Prepara y bebe cada vez que puedas zumos de naranja, sobre todo en ayunas. No dejes de lado las frutas como el limón, la lima y la piña. La vitamina C presente en estos alimentos es muy buena para desintegrar el calcio y los cálculos. Además, los cítricos son muy buenos para aumentar tus defensas, por lo que si aparecen los cálculos estarás más preparada para eliminarlos.

Ingiere más verduras. Los médicos aconsejan consumir entre 5 y 7 raciones de verduras por día para evitar que se acumule calcio en las regiones proclives a crear los tan indeseados cálculos. Uno de los vegetales que mejor sirve para disolver los cálculos y disminuirlos, para que sea más sencilla su eliminación son los espárragos.

Limita tu consumo de sodio, proteínas y oxalato. No uses tanta sal en tus comidas. Reduce la cantidad de proteínas de origen animal que consumes: carne vacuna, pollo, cerdo, pescado, huevos y leche. Y disminuye tu consumo de cacao, café, trigo, remolacha, fresas y bebidas gaseosas. Con esto ayudarás a tus riñones.

Por: Génesis Amaris

Publicidad