Cómo reducir el consumo de sal

La sal es uno de los minerales más utilizados en la cocina para saborizar las comidas, sin embargo, su alto consumo puede generar un incremento de la presión sanguínea, lo que puede ocasionar enfermedades cardiovasculares y derrames cerebrales.

De acuerdo al Servicio Nacional de Salud del Reino Unido (NHS) lo ideal sería que o supere estas cantidades que se ven en la imagen.

Ver más: Cómo reducir los daños de la sal refinada

650_1200

Para reducir el consumo de la sal en tus comidas te proponemos varios consejos:

  • Evita comprar productos precocinados, estos ya se encuentran completamente sazonados. Al prepararlos tu misma podrás controlar la cantidad de sal que le agregues.
  • Resalta el sabor de los alimentos con sustitutos, puedes usar especias como perejil, albahaca, cilantro, entre otras especias. También puedes utilizar limón.
  • Cuando compres un producto lee bien las etiquetas, en muchas ocasiones encontrarás sal en los alimentos menos esperados.
  • Al cocinar prepara tu comida con la mitad de la sal que te recomiendan. También puedes prepararlas sin sal y que cada persona la condimenta como quiera.
  • Evita comprar comida en la calle sobre todo las sopas que venden en sobres o tetrabriks, ya que según un informa realizado por el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos, revelaron que el 44% del sodio viene de estos tipos de comidas.
  • Si quieres picar algo entre horas evita comer snacks o frutos secos que contengan sal. Puedes consumir un sándwich vegetal, utiliza queso mozzarella, evita los embutidos y las salsas como la mayonesa o mostaza.
  • Si vas a comer en un restaurante evita los platos que conlleven mucho queso, tocino, salchichas y productos simulares.
  • Al aliñar tus ensaladas ten cuidado de agregar mucha sal, si estas comiendo fuera de casa puedes pedir que no te la aliñen, de esta forma controlas el exceso de sal.
  • Algunos sustitutos de la sal contienen un efecto de reducir la presión arterial y te aportan nutrientes importantes.
  • Enjuaga los alimentos enlatados para retirar un poco de la sal.

Publicidad

Más de Yessica Mardelli

COMPOSTA: Prepara la tuya en casa

Para que tus plantas crezcan sanas
Leer más