Cómo saber si tengo problemas de tiroides

En la actualidad millones de mujeres sufren de tiroides e ignoran los síntomas ya que no saben que lo padecen

La tiroides es una pequeña glándula que se encuentra en el cuello, justo arriba de la clavícula, y se encarga de producir hormonas tiroideas (T3 y T4), las cuales regulan el crecimiento, metabolismo, temperatura corporal, frecuencia cardíaca y tensión arterial.

Ver más: ¿Cuáles son los trastornos hormonales que sufren los hombres?

Las dificultades más frecuentes de tiroides son: el hipertiroidismo, que es cuando la glándula tiroides hiperactiva produce muchas hormonas, y el hipotirodismo generada cuando no se producen suficientes hormonas. Ambos problemas afectan al cuerpo de forma diferente, por eso es importante acudir al doctor cuando se presenten algunos de los siguientes síntomas.

Cambios en el estado de ánimo

Al tener problemas de tiroides es común presentar cambios en el estado de ánimo. Cuando se produce pocas hormonas tiroideas, los niveles de serotonina se alteran en el cerebro ocasionando que la persona sienta depresión, angustia o ansiedad.

Publicidad

Estreñimiento

Cuando se disminuyen las hormonas de la glándula tiroidea la mayoría de todos los procesos del organismo se ralentizan, generando que los órganos tengan dificultad de cumplir sus funciones. Las personas que sufren de tiroides tienden a manifestar problemas para ir al baño, debido que no absorben bien los nutrientes de los alimentos.

Cansancio

Si llegas a dormir más de ocho horas diarias y al levantarte todavía te sientes agotada, puede ser un indicador que tienes problemas de tiroides. Esto se debe a que estas glándulas tienen un papel muy importante para controlar los niveles de energía y fatiga en el cuerpo, ya que las vuelve más lentas.

Alteraciones de la piel

Publicidad

Al presentar problemas de tiroides es común sufrir pérdida de cabello, agrietamiento en las uñas y resequedad en la piel. Este es un síntoma clave de hipotiroidismo.

Cambios de peso

Si sufres una considerable pérdida o subida de peso puede ser una señal de problemas en la tiroides, debido que esta glándula es responsable de regular la velocidad del metabolismo de cada persona.

Disminución del interés sexual

Debido al desequilibrio hormonal de las tiroides, es común perder la libido, también complica las posibilidades de concebir y altera el ciclo menstrual.

Dolor corporal

Otra de las principales señales de tener problemas con la tiroides es sentir dolores al realizar pequeños movimientos, el cual puede perdurar días e incluso puede adormecer algunas partes del cuerpo.

Confusión

Cuando se producen muchas tiroides puede ocasionar que la persona se sienta confusa, además se les dificulta concentrarse.

Cambios del apetito

Cuando se producen menos tiroides es normal que al comer un alimento te sepa diferente, hasta puede alterar el olor de las comidas. En cambio cuando se producen muchas hormonas se aumenta las ganas de comer.

Dolor en el cuello o garganta

Es muy probable presentar dolores en el cuello o garganta, esto se debe a que la glándula tiroidea se inflama, lo cual ocasiona que se aumente su tamaño. Por ese motivo se puede presentar dolores, malestar, ronquera, ronquidos, entre otros.

Más de Yessica Mardelli