Daños que causa la miel en los niños

beneficios de la miel

Si bien es uno de los alimentos más nutritivos, no se recomienda su consumo durante los primeros meses de vida

Viscosa y sabrosa, la miel es el sustituto natural de la azúcar por excelencia. Este fluido producido por las abejas a partir del néctar de las flores, es recomendable consumirla por múltiples razones atribuidas a sus propiedades de origen botánico.

Ver más: Los grandes beneficios de la miel

A pesar de esto, es importante tener en cuenta que incluirla en la alimentación de forma constante no es una buena alternativa, pues el exceso de azúcares que contiene por su porcentaje en glucosa y fructosa se relaciona con un aumento considerable de la presión arterial, la grasa en el cuerpo, hígado, y niveles elevados de colesterol y azúcar en sangre.

Al igual que otros endulzantes, la miel es peligrosa para los niños, pero especialmente para los bebés, ya que una vez que se mezclan con los jugos digestivos no ácidos del pequeño (a) se crea un espacio propicio para la producción de esporas o bacterias que luego se transforman en toxinas.

Aunque estas unidades biológicas resultan inofensivas para el cuerpo en edad adulta, ocurre lo contrario en los niños en su primera etapa (menores de los 12 meses). Por eso, lo más recomendable es seguir las indicaciones médicas, del especialista y controlar la alimentación durante la infancia.

Publicidad

Imagen: Archivo Eme

Más de Cecilia Avilés