Fibrosis Mamaria

Es  una condición benigna de los senos producida por el estímulo hormonal sobre el tejido mamario. Como resultado de este estímulo hormonal se produce un tipo de inflamación en el seno manifestandose con:

1. Hinchazón: cuando el líquido se acumula por todo el tejido se difumina.

Ver más: Preguntas y respuestas: ¿Cómo prevenir el cáncer de mama?

2. Quistes: cuando el líquido se encapsula dentro de una membrana. Los quistes aparecen como hallazgos en estudios radiológicos como sonomamografía y mamografía.

3. Secreciones de pezón: cuando el líquido se acumula dentro de los ductos del seno encontrando salida por los ductos terminales hacia el pezón. Estas son comúnmente amarillas, verdes o de color marrón tierra. Las secreciones con color marrón ladrillo se asocia con secreciones con sangre que nunca son normales.

Si tienes alguno de estos síntomas o hallazgos, ¿qué debes hacer?

Publicidad

1. Empieza por quedarte tranquila, pues lo más probable es que sea solo condición fibroquística que es una condición totalmente benigna.

2. Procura reducir los factores de riesgo: reducir el consumo de cafeína, evitar la carne de pollo o consumir pollo orgánico (alimentado naturalmente sin hormonas), evitar la leche de vaca.

3. Utilizar suplementos que ayudan a bajar la inflamación del seno como antioxidantes naturales.

4. Debes visitar a tu médico de cabecera para examinarte el seno con estudios tales como sonomamografía y mamografía.

5. Importante: si tienes un dolor, inflamación o endurecimiento o sangrado por el pezón que persiste, esto nunca es normal, aunque los estudios que hayas realizados estén negativos. En este caso, debes evaluarte con un cirujano especializado en senos.

Publicidad

Fuente: GDA / El Nuevo Día / Puerto Rico

 

Más de Equipo Eme

¿Siempre ansioso? Todo sobre el trastorno de ansiedad generalizada

Los ataques de ansiedad son más frecuentes de lo que nos imaginamos....
Leer más