Errores que cometemos al usar el aceite de oliva

El aceite de oliva es una de las grasas más saludables para el cuerpo, ya que resulta muy efectivo en la prevención del envejecimiento, reducción del colesterol y diversos trastornos cardiovasculares

Sin embargo, al usarlo solemos cometer errores que disminuyen sus cualidades nutricionales y las bondades que le aporta a nuestro organismo.

Ver más: Todo sobre el aceite de oliva

– Comprar aceite de oliva “suave” por creer que  aporta menor cantidad de calorías.

Debemos informarnos bien antes de adquirir un producto, pues en este caso el aceite no es 100% virgen, sino es el resultado de una mezcla entre los aceites de oliva refinados y los restos de extra virgen.

La mayoría de variedades de aceite de oliva aportan 880 calorías por cada 100 gramos. Su suavidad solo se refiere al grado de acidez, que es menor que la de otros aceites de sabor más “intenso”.

Publicidad

– Usarlo de forma inadecuada.

El aceite de oliva varia según el tipo de aceituna que se haya empleado, por ello, antes de comprarlo se debe tomar en cuenta el uso que le vamos a dar, ya que este puede incidir en el sabor de nuestros alimentos.

He aquí los cuatro tipos de aceitunas mas usadas:

  • La hojiblanca: para preparaciones crudas. Su sabor es intenso.
  • La picual: para freír o preparar guisos.
  • La arbequina: para platos refinados como salsas o repostería. Su sabor es muy suave y no opaca otros ingredientes.
  • La cornicabra: para ensaladas, tostadas y verduras. Realza los sabores propios del alimento preparado.

– Adquirir una cantidad de aceite mayor a la que necesitamos.

Muchas veces al momento de hacer nuestras comprar buscamos economizar adquiriendo productos con mayor cantidad. Sin embargo, esto no es recomendable con el aceite de oliva.

Publicidad

Si bien este puede durar mucho tiempo, los expertos recomiendan ingerirlo en más o menos seis semanas para que no se pierdan algunas de sus cualidades.

Colocar el frasco de aceite cerca de las hornillas de la cocina.

A pesar de ser un elemento que usamos a menudo para cocinar, el tenerlo cerca del calor podría alterar sus propiedades y reducir sus beneficios para la salud. Lo apropiado es mantenerlo en un lugar fresco y seco, alejado de la luz solar y preferiblemente en un recipiente oscuro.

Evita estos errores y disfruta del aceite de oliva en tus alimentos sin perderte sus estupendas propiedades.

Más de Joselyn Vasquez Beaujon

Aceites naturales para lograr rizos perfectos

Luce una melena hidratada y libre de frizz
Leer más