Cinco maneras de añadir color a tu casa

El color es uno de los recursos decorativos más utilizados. Además de complementar los diferentes estilos, son ideales para avivar habitaciones neutras y para renovar espacios. En Eme te contamos cinco maneras para sumar un pop de color a tu hogar:

Alfombras: es una de las formas más sencillas de añadir color y textura al hogar. Las alfombras de área pueden disponerse en la sala, biblioteca o cuarto de lectura y en los dormitorios. Las de patrones geométricos, lineales o los diseños tradicionales de arabescos y pintas crean contraste con la tapicería y materiales de los muebles.

Ver más: Colores veraniegos para el hogar

Papel tapiz: desde hace ya varios meses se observa un renacimiento del papel tapiz en la decoración. Una manera de emplearlo para añadir color a tu casa es en una pared de fondo. Así se transformará en el punto focal desde el cual trabajar todo el diseño del espacio.

Lencería: los edredones y mantas decorativas son ideales para sumar un pop de color a los cuartos. Se pueden colocar al pie de la cama o en los respaldos de las butacas. Las toallas, por otra parte, las puedes combinar por colores o hacer tu propia mezcla y colocarlas de modo que sean visibles en tu mueble de baño.

Plantas y flores: siempre es bueno contar con plantas y flores naturales en espacios interiores. Además de perfumar el aire y los beneficios asociados, aportan toques de color que se adaptan a casi cualquier habitación. Recuerda cambiarles el agua y regarlas con frecuencia para que duren más.

Publicidad

Detalles: los accesorios son otra de las maneras de añadir color a tu casa. Cojines, floreros, velas, hasta los marcos de las fotografías puedes seleccionarlos para que se conviertan en acentos brillantes, femeninos y para que reflejen tu personalidad.

Relacionadas: Cómo avivar espacios neutros

Imagen: eclectictrends.com