Limpia tu hogar con limón

El limón además de ser un acompañante estupendo en  las recetas, tiene múltiples propiedades para eliminar olores y gérmenes de casi todas las superficies de la cocina, el baño, la sala y el dormitorio, sin necesidad de usar químicos que, además de dañar el medio ambiente, pueden afectar tu salud y la de tu familia.

Algunos de los usos más comunes del zumo de limón para limpiar son:

Ver más: Beneficios de tomar agua de limón tibia

  • Medio limón con sal sirve para limpiar las piezas antiguas de bronce y el cobre, como ser las ollas u objetos de decoración.
  • Limpia las tablas de cortar, eliminando por completo los gérmenes que dejan las carnes. Sólo tienes que frotar medio limón y dejar reposar toda la noche.
  • Quita los olores del microondas. Añade dos algunas cucharadas de zumo de limón en ¾ de agua y calienta en el microondas hasta que hierva. Mantenlo cerrado por 10 minutos y luego remueve la suciedad con un paño seco.
  • Elimina las manchas y los olores en los envases de plástico. Remoja en agua con zumo de limón y añade bicarbonato de sodio, frota, enjuaga y seca bien.
  • Desinfecta el triturador de la basura.Vierte un litro de agua caliente con media taza de zumo de limón por el tubo. También para destapar la cañería si se mezcla con bicarbonato de sodio.
  • Elimina los olores en el refrigerador. Coloca medio limón dentro de la nevera y cámbialo una vez a la semana.
  • Desaparece el olor que queda en las manos luego de preparar algunos alimentos. Diluye agua tibia con zumo de limón y sumerge las manos allí por unos minutos.
  • Quita las manchas de grasa de la ropa. Frótalas con zumo de limón y deja reposar la prenda durante la noche. Lava como siempre.
  • Mantiene en buen estado espejos y ventanas. Vierte algunas cucharadas de zumo de limón con agua en un pulverizador. También puedes usar vinagre.
  • Retira los residuos de jabón y sarro de las puertas de la ducha. Frota la mitad de un limón en la zona que desees tratar y luego limpia normalmente.
  • Para devolverle el blanco a la ropa de este color, vierte media tacita de zumo de limón en la lavadora, junto al jabón en polvo y suavizante o detergente.
  • Limpia el horno, mezclando zumo de limón con bicarbonato. Agrega la mezcla en el interior y deja que repose unos 15 minutos, luego retíralo con un paño limpio. Esta preparación también es buena para el inodoro y la pileta del baño.

Más de Joselyn Vasquez Beaujon

Aceites naturales para lograr rizos perfectos

Luce una melena hidratada y libre de frizz
Leer más