Malos hábitos que dañan tu auto

Ya sea por el poco conocimiento o las malas costumbres tendemos a adquirir hábitos nada positivos para el vehículo

Estos deterioros no solo son malos para el auto sino que los costos no son nada económicos. Deja de gastar tanto dinero y empieza a cambiar esas costumbres mal adquiridas.

Ver más: 8 Soluciones para un mal corte de cabello

No haces el mantenimiento

Como anteriormente mencionamos, ir al taller no es lo mejor que le puedes hacer a tu billetera, pero en realidad es aconsejable hacerlo de vez en cuando. Los cambios de aceite, los filtros o los líquidos, mantendrán tu vehículo en mejor estado y también evitarás averías poco deseadas.

Usas neumáticos muy gastados

Publicidad

Si el relieve de las llantas está por debajo del 1,6 mm indican que están muy desgastadas, otros riesgos pueden ser que estén demasiado hinchados o desinflados. Esto puede ser un peligro no solo por tu seguridad, sino por los que te rodean ya que esta simple avería puede causar grandes daños. Acondiciona los cauchos, de esa manera haces que duren más, que consumas menos gasolina y, por supuesto, ahorrarás dinero.

No lavas al auto

Por muy inofensivo que se vea el polvo y el barro que tenga la carrocería pueden llegar a deteriorar la pintura permanentemente, debido que la deja sin brillo y descolorida.

Aceleras de golpe

Manejar rápidamente puede ser una costumbre de muchos, pero la realidad es que al dar esos acelerones tiendes a gastar más gasolina, y con el tiempo hará que el motor, la transmisión y los frenos se dañen con mayor rapidez.

Publicidad

Conduces a bajas revoluciones

Esto solo hace que el motor trabaje más de lo necesario, lo que generará problemas en el cigüeñal, las bielas, los cojinetes de biela y la bancada. A esto también se le tiene que sumar el uso de diésel modernos que tiende a acumular carbonilla en el catalizador y el filtro impidiendo que respire de forma correcta.

Haces mucho uso de los frenos

Entendemos que son muy necesarios, pero cuando son utilizados de forma prolongada acelera el desgaste de pastillas y discos. Lo que provoca deformaciones en ellos y causarán vibraciones sobre el volante.

Abusas del embrague

Cuando el auto está parado y usas el embrague genera fricciones internas que dañan los discos y todas las piezas relacionadas, ocasionando que se desgasten rápido.

Aceleras en frío

Al encender el auto es recomendable esperar un minuto antes de acelerar, ya que el aceite que se encuentra en el cárter necesita algunos segundos para llegar al circuito y alcance así la temperatura deseada. Su pisas el acelerador antes de tiempo solo causas desgastes y agarrotamientos en los órganos mecánicos.

Más de Yessica Mardelli

COMPOSTA: Prepara la tuya en casa

Para que tus plantas crezcan sanas
Leer más