El comportamiento de un pequinés

Esta raza de perros pequeño con apariencia leonina y nariz achatada fueron en algún tiempo animales pertenecientes de la realeza asiática y casi sagrados. Si te gustan las razas de perros pequeños debes conocer todo sobre el comportamiento de un pequinés

La apariencia de un perro pequinés es pequeña, un poco robusta y relativamente corta. Posee un pecho ancho y unas costillas muy arqueadas. Lo que más llama la atención de este animal es su aspecto leonino y su cabeza, que posee un tamaño relativamente grande y ancho.

Ver más: Cosas que no sabías de los Golden Retriever

Los ojos del pequinés son oscuros, redondos y brillantes. Las orejas tienen forma de corazón y estas cuelgan a los lados de la cabeza. Este perro posee un pelaje doble manto, el externo es abundante, recto, largo y áspero. La lanilla interna es densa y suave.

El peso del pequinés no debe superar los 5 kilogramos en machos ni 5,4 kilogramos en las hembras. Además, los perros deben ser suficientemente pequeños como para parecer pesados para su estatura.

Características

Publicidad

Tienen un carácter reservado, independiente y algo arrogante, lo que hace pensar que se sienten así. Sin embargo, si bien es cierto que el perro de raza pequinés es sumamente afectuoso, no es menos cierto que es muy dominante con su propietario.

En cuanto al aprendizaje, resulta muy difícil obtener buenos resultados en lo que a su obediencia se refiere, estos ejemplares son muy ladradores y bastante temperamentales con sus congéneres, no se amedrentan ni siquiera ante perros de mayor tamaño que él.

Si un pequinés se encuentra con otro perro, de cualquier otra raza, de inmediato intentará demostrarle que su fortaleza son sus ladridos.

Cuidados

Aunque los perros pequinés no suelen mantener una vida muy saludable, hay que tener especial cuidados con su pelaje, pues al ser tan largo y de dos mantas requiere mayor atención para mantenerlo en óptimas condiciones.

Publicidad

El cuidado del pelaje demanda tiempo por parte de sus dueños. Debe ser cepillado con peine una vez al día y es aconsejable que su baño se realice por lo menos una vez al mes.

Más de Equipo Eme

¡Mantén en buen estado los pisos de cerámica con estos materiales!

Alarga la duración del piso y economiza siguiendo estos consejos
Leer más