Dale un “punch” a tus defensas

Aunque a ellos les cueste creerlo, no, no somos súper mujeres. Estudiantes, empleadas, madres, hijas, amantes no nos permiten darnos de baja dos días para resfriarnos.

Somos humanas, pero hay maneras de fortalecer nuestro sistema inmunológico y aumentar las defensas para evitar recaídas.

Ver más: Los cinco alimentos más ricos en vitamina C

Toma mucha agua. Bebe entre 10 y 12 vasos de agua al día. Esto estimula tu sistema inmunológico y elimina toxinas. Un extra: tomar abundante agua favorece tu belleza, pues hidratas tu piel y ayuda a disminuir la retención de líquidos.

Relájate. Del apuro solo queda el cansancio y el cansancio baja las defensas. Tómate 15 minutos al día para respirar profundamente. Inspira inflando tu estómago, exhala lentamente hasta vaciarlo.

Mantente activa. Hacer ejercicio y estar activa estimula la circulación, aumenta la producción de adrenalina y, en consecuencia, aumenta tus defensas.

Publicidad

Consume Vitamina C. No es un mito. El consumo de Vitamina C es fundamental para evitar enfermedades. Limón, naranja y mandarina son ricos en esta vitamina.

Descansa. Duerme de verdad, con la luz apagada y lejos del teléfono celular. Respetar los procesos fisiológicos del cuerpo te hacen recuperar energía.

Alimentación balanceada. Carnes, huevos y legumbres te aportan hierro, que favorece una respuesta efectiva ante las enfermedades. Alimentos con vitamina E te aportan antioxidantes. vegetales como coliflor, pimentón, o rábano aportan nutrientes que fortalecen tus defensas.

Recetas de abuelas. Tomar una cucharada de miel a diario, té verde o jugos naturales son un clásico que funciona.

Publicidad

Más de Equipo Emedemujer