Kinetic Drive: movimiento a través del diseño geométrico funcional #ArtBaselMiami

Kinetic Drive

Kinetic Drive presente en el Art Basel Miami 2017 con una increíble exposición.

El arte es la expresión pura de un objeto que de acuerdo con los principios estéticos, es bello, un reflejo personal que crea empatía y un significado extraordinario.

Ver más: Nada y Punto: “Creamos arte utilitario y decorativo”

Por otra parte, el diseño, es la organización funcional de elementos formales en una composición, la combinación de detalles que dan como resultado una pieza con una finalidad específica.

Conceptualmente el arte es subjetivo y el diseño es objetivo, sin embargo la línea que los separa es difusa, cuando las piezas prácticas se convierten en objetos del deseo para quienes se conectan en un nivel emocional.

Kinetic Drive – Movimiento a través del diseño geométrico funcional

El arte cinético comenzó a existir a mediados del siglo XX como una respuesta a las investigaciones sobre:

Publicidad
  • La estética del color
  • El movimiento
  • El tiempo
  • El espacio

Influenciado por el constructivismo y la abstracción geométrica, el resultado son imágenes y objetos diseñados para crear ilusiones ópticas que generan vibraciones dentro de piezas estáticas, en elementos seriados perfectos que viajan a través del espacio virtual.

El espectador y su desplazamiento son indispensables, la interacción es el ingrediente clave para que la obra alcance su total objetivo.

Sólo en presencia del movimiento en acción directa entre ambos, es cuando el arte toma sentido, uno es parte del otro, y finalmente logra una sinergia perfecta.

En el diseño automotriz los componentes son creados inicialmente con la misma finalidad, basados en la aerodinámica y el desempeño, los elementos se engranan para crear obras utilitarias y estéticas.

Estos vehículos, son el producto de la evolución en la ingeniería de la pasión, la creación de objetos que toman vida para satisfacer la necesidad de conductores que desean ser parte de sus autos, en naves que transportan a través del espacio, y transforman a sus pilotos en parte de la obra.

Publicidad

Gracias a la conjugación perfecta entre el arte cinético y automotríz, logramos concretar un lenguaje que engloba conceptos estéticos y sociales, que generan un diálogo, un puente visual entre ambos.

Una especie de juego entre diseño, espacio y color, donde el movimiento y el espectador son indispensables para crear la chispa que da vida a las obras de arte.

 

Te interesaría leer: Fashion Evolved Couture: moda y arte #ArtBasel2017

 

Más de Andrea Araujo Godoy

THE FAREWELL: La hamburguesa azul que causa furor

La hamburguesa The Farewell se ha convertido en toda una celebridad, ¿su atractivo? >>>...
Leer más