Por qué el hombre perdió el hueso del pene

Young fashion man's legs in jeans and boots on wooden floor

Hace millones de años atrás los hombres tenían un hueso en el pene, pero con el paso de los años lo perdieron y por fin un grupo de investigadores nos explican el por qué

Los perros, las morsas, los conejos, las hienas, entre otros mamíferos poseen un báculo, el hueso más diverso entre todos ya que puede llegar a variar de forma, longitud y anchura entre las especies. Sin embargo, los humanos lo perdieron en medio de la evolución lo que permitía mantener relaciones sin la necesidad de una erección.

Ver más: Curiosidades sobre el pene que debes conocer

Un grupo de científicos de la University College de Londres descubrió que este hueso se desarrolló por primera vez hace 145 millones y 95 millones de años, y este permitía que los machos tuvieran erecciones más duraderas generando que mantenga relaciones por mucho más tiempo con las hembras evitando que sea fecundada por otros.

Por qué el hombre perdió el hueso del pene

Esta intromisión prolongada es una manera evolutiva que evita que la hembra se vaya con otro antes que el macho le transmita su material genético. Es por ello que el hueso del pene tiene un papel muy importante.

Publicidad

Los investigadores aseguran que el hombre llegó a perder el hueso del pene debido a la monogamia, ya que no sentían la presión de tener contacto sexual por más tiempo.

“Después que el linaje humano se separara de los chimpancés y los bonobos y nuestro sistema de apareamiento se desplazara hacia la monogamia, probablemente después de hace 2 millones de años, las presiones evolutivas para retener el báculo probable desaparecieron. Esto pudo haber sido el último clavo en el ataúd del báculo ya disminuido, que se perdió en los seres humanos ancestrales”, explicó el antropólogo Kit Opie, coautor de la investigación.

El estudio también demostró que la desaparición del báculo fue también positiva, puesto que redujo la tasa de mortalidad al reducir la transmisión de enfermedades venéreas que arrasaban en muchas poblaciones Neandertales.

Por qué el hombre perdió el hueso del pene

Publicidad

Más de Yessica Mardelli