Trucos para que tus alimentos se conserven por más tiempo

Todos los alimentos tienen una fecha de vencimiento, sin embargo existen varios trucos caseros que puedes utilizar para que estos duren más.

Relacionadas: Qué hacer para que tus arreglos florales duren más 

Ver más: Alimentos que no debes guardar en el refrigerador

Relacionadas: Trucos para conseguir un rebozado perfecto 

Aquí en Eme te presentamos varios consejos para que no los botes antes de tiempo:

Cebollas: deberás meterlas dentro de una media de nylon y haz un nudo entre cada cebolla, y déjalas fuera del refrigerador. Con esto truco podrán durar hasta ocho meses.

Publicidad

Cebollines: pica los cebollines o cebollas verdes y mete los trozos en una botella de plástico y mételas al congelador. De esta forma estarán frescas y lista para usar.

Cilantro o perejil: para que estas plantas duren por más tiempo, deberás colocarlas dentro de una bolsa de plástico, átalas con una goma en el tallo y mételas en el refrigerador.

Fresas: mezcla una porción de vinagre (blanco o de manzana) y diez porciones de agua. Coloca ahí las fresas, luego escúrrelas y mételas en la nevera.

Bananas: Envuelve la punta del racimo con papel film, esto permitirá que duren de tres a cinco días.

Lechuga: Colócala en un tazón grande y pon encima una servilleta de papel. Luego cubre todo con un film bien ajustado. Esto permite que se conserve fresca por toda una semana.

Publicidad

Tomates: Lo primero que debes evitar es guardarlas en bolsas plásticas. Los tomates verdes, se deben guardar con el tallo hacia abajo y en una bolsa de papel hasta que estén rojos.

Los tomates maduros, se deben conservar a temperatura ambiente, evitando completamente el sol. Colócalos con el tallo hacia arriba y sin que se toquen entre ellos.

Tomates muy maduros, debe guardarse en el refrigerador, al momentos de consumirlos deben estar en temperatura ambiente.

Espárragos: Córtales las puntas y colócalos en una jarrón con agua, luego cúbrelos con una bolsa de plástico. Esto lo mantendrá con vida por más de una semana.

Setas: Lo ideal es conservarlas en bolsas de cartón, las de plástico ocasionan que se ablanden y pierdan su sabor.

Pepino: Envuélvelos en una toalla húmeda y guárdalos en la nevera. Si los consumirás dentro de dos días pueden quedarse en un lugar fresco.

Quesos: Envuélvelos en papel encerado y colócalos en una bolsa plástica. Deberás guardarlos en la parte menos fría de la nevera.

Más de Yessica Mardelli